MI PELO EN VERANO: UN DRAMÓN DE TERROR

Digamos que desde pequeña moría por tener el cabello largo, que baile al son de mis movimientos y que brille tanto que tengan que ponerse lentesde sol para verlo, pero no, queridas, esa no fue la historia de mi vida y muy por el contrario mi cabello era más rebelde que el de las Spice Girls. Mi mamá me lo cortó en primaria (peinado Cristobal Colón) y les juro por Dios que jamás volvió a crecer.

Con el embarazo y el parto casi me quedo calva (literal), pero como no hay mal que dure 100 años ni cuerpo que lo resista, volvieron a crecer, aunque no tanto. He intentado tener un pelo sedoso y sano. Les juro que he usado shampoo de caballo, pastillas anticonceptivas y todas las plantas del mundo pero nada, el infeliz no quiere crecer y yo ya acepté la derrota.

En general mi cabello y yo siempre hemos tenido problemas, nunca nos hemos llevamos bien, es más, no me llevo bien con nada relacionado a productos para el cabello: la plancha, cremas para peinar, secadora, etc. Pero ya hace mucho calor y no quiero quedarme calva así que de un tiempo acá he venido tomando las medidas necesarias para recibir el verano con una melena decente, protegida e hidratada.

Sin mas preámbulos te doy cinco mascarillas caseras para tener el cabello de las Kardashians este verano (jajaja no, mentira, pero al menos para que no nos confundan con los pelos de la escoba).

pelograso9

  1. NO QUIERO PERDER EL COLOR DE MI TINTE:

Los tintes llevan muchos productos químicos que debilitan nuestro cabello, además si a esto le añadimos agentes como el sol, el agua y el cloro, nuestro cabello pierde ese color natural que tanto nos gusta. Esta mascarilla ayuda a mantener durante más tiempo el color de nuestro tinte, así que hazla una vez a la semana para darle a tu cabello esa dosis extra de vitaminas y nutrientes. Para prepararla necesitarás dos tomates y hacer un zumo con ellos. Aplicaremos ese zumo, a modo de loción, dando ligeros masajes por todo el cuero cabelludo. Déjalo reposar cubriéndote la cabeza con una toalla y deja que actúe durante unos 15 minutos para después enjuagarlo con agua tibia.

clara-y-yema-de-huevo-500x299

  1. BYE BYE PELO QUEBRADIZO Y SIN FUERZA:

Para ayudar a que tu cabello esté perfecto y recupere toda su vitalidad, mezcla dos huevos con dos cucharadas de agua. Aplícalo en el cabello recién lavado y masajea bien. Deja que haga efecto durante unos 15 minutos y enjuágalo con agua. Después lávalo como de costumbre. El huevo tiene un alto contenido en proteínas que te ayudará a añadir fuerza y brillo a tu cabello pero no olvides enjuagarlo bien porque también tiene un olorcito que para qué te cuento.

54dd0aace7098

  1. BRILLOSITO: 

Es importante que esta mascarilla la hagas una vez a la semana y sin prisa, masajeando bien y dejando que el producto penetre correctamente. Para prepararlo, bate una clara de huevo a punto de nieve y mézclala con 6 cucharadas de yogur natural. Aplica la mascarilla y deja que actúe durante 30 minutos. Luego retira con agua tibia y lava tu cabello con tu shampoo habitual.

aguacate-y-miel-de-abejas

  1. NUTRIDITO:

La palta será nuestro gran aliado para mantener nuestro cabello nutrido. Para ello haz puré con una palta, una cucharada de miel y dos cucharadas de aceite de oliva. Mezcla todo bien hasta que quede una mezcla homogénea y masajea el cabello con el producto. Deja que actúe durante unos 20 minutos y después retira con agua. Lava tu cabello como de costumbre. Los antioxidantes de la palta, te ayudarán a proteger el pelo y a dejarlo mucho más sano.

mascarilla-aguacate

 

  1. SUAVECITO: 

En esta mascarilla el protagonista será el aceite de oliva. Gracias a ella conseguiremos un cabello más suave e hidratado. Bate 5 cucharadas de aceite de oliva con dos huevos enteros. Masajea la mezcla en el cuero cabelludo y después cúbrelo con un gorro de plástico para que le de un poco de calor. Este calor ayudará a que las raíces absorban mucho mejor la humedad de la mascarilla y suavizará el cabello dañado. Deja que actúe durante 30 minutos y luego retira con agua. Después ya puedes lavar tu cabello como de costumbre.

Además debo darte 3 tips más:

  1. Nutre e hidrata tu cabello desde adentro. Es decir, ten una dieta variada en frutas, verduras, frutos secos, alimentos integrales y toma bastante agua. Esto mantendrá tu cuerpo en perfectas condiciones, lo que se refleja en el cutis y en el pelo.

 

  1. Olvida por un tiempo la plancha y la secadora. Ahora que la temperatura es agradable, seca tu cabello al aire libre. No olvides que el secado y el planchado resecan el cabello y aparecen las temidas puntas abiertas.

 

  1. Protege el cabello del sol. Asegúrate de proteger tu cabello con un gorro o pañuelo cuando realices actividades al aire libre.

 

 

Escrito por

Bienvenidos a Once upon a mom (OUAM), un diario personal en dónde mi hija Tiara y yo compartimos nuestro gusto por la moda y nuestro estilo de vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s